Mejores opciones para transportar tu motocicleta

agosto 1, 2018 admin 0 Comments

Las vacaciones de verano son un momento genial para disfrutar de tu motocicleta, tanto si eres un animal de asfalto como si te gustaría hacer rutas por las costas o excursiones por las montañas, tu moto será tu compañera ideal en estos calurosos meses que se aproximan. Si quieres más info, haz clic aquí: transporte de motos precio.

Si además necesitas transportarla para llevártela a otro destino alejado de tu residencia habitual, un quebradero de cabeza puede ser el cómo llevarla. Sea como sea, para todo hay solución, así que no te quedes sin poder disfrutar de la carretera o de una escapada en tu moto este año por la duda de cómo llevarla. Vamos a hablar de cuáles son las mejores opciones para transportar tu motocicleta:

Conduciendo

Vale, esta parece una opción obvia, pero en realidad es simplemente una más, la manera más sencilla, barata y que implica menos lío que otras alternativas es la de transportar tu motocicleta tú mismo, es decir que llegues a tu destino siendo ella tu medio de transporte, carretera y manta que se suele decir. Obviamente no siempre es una opción, una scooter no debería circular por la autopista o una moto de cross no debería chupar kilómetros sin fin. Además, antes de subir a lomos de tu moto, debes asegurarte de contar con un buen seguro de carretera.

Remolcarla

La segunda opción también resulta bastante sencilla y viable y consiste en llevar tu moto sujeta en un remolque que fijado a tu vehículo habitual. Es una alternativa bastante barata y la mejor si tu tipo de motocicleta no está capacitada para soportar trayectos muy largos por carretera. Entre los tipos de remolque que hay para motos puede encontrar una gran variedad: cubiertos, descubiertos, plegables, etc. Sus precios abarcan desde los 500 hasta los 1500€ y depende de las diversas prestaciones que tienen. Una de sus ventajas es que podrás viajar con tu coche de siempre.

En furgoneta

Esta opción es controvertida, pues obviamente muchos pensaran en meterlo en una furgoneta cualquiera sin más, pero para que se trate de un transporte totalmente legal deberá tratarse de un vehículo autorizado para dicho uso. Una de las particularidades que se exigen para que así sea es que la cabina sea independiente al tráiler de carga y obviamente que cuente con la licencia correspondiente. Por lo que, si pensabas pedirle la furgoneta a algún conocido y llevarla tú mismo, mejor olvídalo, o estás dispuesto a asumir los costes de este tipo de transporte o barajas otra opción.