El Yoga Iyengar fortalece la musculatura de la espalda

El Yoga Iyengar ofrece múltiples beneficios y esta especialidad está recomendada en todas las edades. La profesora de yoga, Olga Jiménez explica que «su creador revolucionó el yoga con el uso de soportes y puso esta disciplina milenaria al alcance de todos, para que pudiéramos practicarla con un sencillo equipo en nuestras casas. Eso sí, siempre debe estar correctamente pautada por un profesor bien formado. En este sistema son fundamentales los tiempos, las secuencias, los ajustes y el orden de aprendizaje. Sin ellos no se extrae del yoga todo su potencial».

Los beneficios obtenidos según la edad son los siguientes:

Los niños

Este deporte fortalece el cuerpo de los pequeños y mantiene la movilidad articular. También ganan confianza y mejoran tanto su autoestima como su capacidad de concentración.

Edad adulta

Es importante comenzar con las posturas de pie para avanzar a lo largo de años a posturas más complejas. Los beneficios son: fortalecimiento de piernas, sentir liberación en los hombros y cuello, una postura corporal más recta y facilidad para conciliar el sueño.

Senior

Las personas mayores también pueden practicar yoga porque sus cuerpos van recuperando movilidad articular y adquieren fuerza. Es aconsejable el uso de soportes porque sus huesos y articulaciones son más débiles.

Consiguen con el mínimo esfuerzo los siguientes beneficios: fortalecen las piernas, los brazos, la musculatura de la espalda y reducen la osteoporosis gracias a la nueva tonicidad de sus músculos. Además, consiguen aberturas en caderas, dorsales y hombros.

En esta disciplina se realiza una postura boca abajo, que se conoce como «Sirsasana». Esta postura mejora el riego sanguíneo, tonifica y fortalece los brazos.

Los niños la hacen con cuerdas, porque con esas edades no deben poner peso sobre su cabeza. Los adultos pueden realizar esta postura tras varios años de práctica de posturas preparatorias.

Sin embargo, los huesos y los músculos de los ancianos son más débiles, por lo que deben realizar este ejercicio con las piernas juntas. Gracias al «Sirsasana» la columna se descarga y los espacios intervertebrales se abren.

Esta disciplina se ha puesto muy de moda, incluso, la Reina Letizia apuesta por ella.

El diario El Confidencial informa que «hace unos años se supo que la Reina acudía con frecuencia a casa de Javier López Madrid y Silvia Villar Mir, amigos íntimos de Don Felipe, para practicar esta disciplina. Allí, en la intimidad del hogar, Letizia y sus amigos ejercitaban cuerpo y mente con la ayuda de un profesor a domicilio».

Con el Yoga Iyengar puedes conseguir la paz, ejercitar cada músculo, un cuerpo más elástico y calmar el sistema nervioso. Con esta práctica fomentas todos los hábitos saludables para llevar una vida sana, por lo que eliminas aquellos hábitos no saludables como fumar, comer en exceso o llevar una vida sedentaria.

La palabra «yoga» deriva de la raíz sánscrita yuj, que significa unión. «Una técnica que enseña los medios para que el sí-mismo individual pueda entrar en comunión con el Sí-mismo Universal. Ciencia para el desarrollo integral del ser humano, sin distinción de sexo, raza, creencias, lugar de nacimiento o condición social», explica Charo Chozas, profesora de yoga y también forma parte de la Asociación en España del Yoga Iyengar.

En el Yoga Iyengar es muy importante la regulación de la respiración y dirigir los sentidos hacia el interior, para conducir la mente hacia la meditación.

Para saber las diferencias entre las distintas técnicas Chozas explica: «El yoga es yoga, no hay uno que especialmente se denomine como yoga tradicional, aunque sí, el Yoga Iyengar se basa en el clásico, los Yoga Sutras de Patanjali, que se ha mantenido vigente durante 2.500 años. Pero si tuviéramos que diferenciarlos en algo, sería en la intensidad con que la mente debe implicarse en la práctica de las distintas posturas».

«Al igual que el uso de soportes diseñados por y para el B.K.S. Iyengar, tales como apoyos de madera, cinturones y cuerdas, ayudan al practicante a conseguir un mayor beneficio y perfección en las posturas, y posibilitan que personas con dificultades puedan realizarlas», añade la experta.

El Iyengar es muy conocido en muchos países, incluyendo España. En la actualidad hay más de 4000 profesores certificados en todo el mundo, de los cuales 200 están distribuidos en nuestro país. Incluso, por el 97º aniversario del nacimiento de Guruji, Google le homenajeó con un doodle en su logotipo.

Para realizar esta disciplina es aconsejable hacerla con las personas preparadas y cualificadas para ello, porque así evitarás lesiones graves. Los profesores de Yoga Iyengar tienen un periodo de formación de más de 6 años antes de ser titulados.

Los expertos explican que con la postura «asana» y una buena técnica respiratoria se obtiene una gran energía que circula a través del cuerpo.

Con este tipo de yoga las personas mayores pueden aliviar los dolores en el cuerpo. Aunque también es aconsejable recurrir a las sesiones de fisioterapia.

Los profesionales de Fins Ara informan que entre los beneficios de la fisioterapia se encuentran: la recuperación de la capacidad de movimiento, la disminución del dolor, la recuperación de la fuerza muscular y la mejora del equilibrio.

El fisioterapeuta no solo ayuda a mejorar el estado físico general, sino que genera cambios positivos en la autoestima. ¡Es muy importante envejecer con calidad de vida!

Comparte
Últimas publicaciones

Como es trabajar en las alturas

Trabajar en las alturas es una profesión única que presenta desafíos únicos y gratificaciones incomparables. Desde los constructores de rascacielos