ISOTIPO-JUBILO

La confianza, imprescindible para que la salud dental sea una prioridad para los ancianos

Es un error garrafal que nos olvidemos de un aspecto como la salud dental. Y lo es por varios motivos que os pasamos a desgranar a continuación: Nos impide comer y beber con la comodidad con la que lo hacemos cuando nuestras piezas dentales están bien cuidadas. Nos genera dolores agudos. Etc.

Es un error garrafal que nos olvidemos de un aspecto como la salud dental. Y lo es por varios motivos que os pasamos a desgranar a continuación:

  • Nos impide comer y beber con la comodidad con la que lo hacemos cuando nuestras piezas dentales están bien cuidadas.
  • Nos genera dolores agudos.
  • Hace que tengamos halitosis, que es algo que genera una muy mala imagen.
  • Perjudica nuestra belleza, para la que el cuidado de la sonrisa, recordemos, es fundamental.
  • La imagen, incluso la profesional, se ve perjudicada si tenemos los dientes amarillentos o, peor aún, si nos falta alguno de ellos.

Esa serie de problemas que os acabamos de describir afectan a buena parte de la población española, pero es cierto que existe una parte de ella que se ha visto afectada de una manera mucho más importante por esto. Hablamos de la tercera edad. Por desgracia, cuando muchas de las personas que forman parte de este grupo vino al mundo, no se tenía la cantidad de opciones que hoy tenemos para cuidar de nuestros dientes. Como consecuencia, la salud dental que han ido teniendo a lo largo de su vida ha sido bastante mala en términos generales.

Una prueba de que lo que os acabamos de comentar es totalmente cierto es la que se desprende de la noticia que os vamos a enlazar a continuación y que pertenece al portal web Gaceta Dental. En ella, se dice que el 100% de los adultos mayores de 65 años tiene caries y que la media de dientes afectados se encuentra en torno a los 15. Hablamos de cifras que podríamos considerar terroríficas y que, desde luego, tenemos que mejorar como sea. Ese es el objetivo de la odontología actual en España y supone un reto de dimensiones mayúsculas.

La población de más de 65 años necesita sentirse muy segura de lo que hace cuando decide acudir a un dentista para tratar cualquiera de los problemas que asolan su boca. Si no es así, es posible que nunca adquiera el hábito de cepillar tres veces al día sus dientes, por ejemplo. Así que transmitirles esa confianza es fundamental en opinión de quienes trabajan para Qualident. No es fácil conseguirlo. Hablamos de uno de los grupos de población que suele ser más desconfiado y al que más cosas hay que demostrarle para ganarnos su confianza y su respeto. No es de extrañar que así sea.

La caries no es el único problema

Más arriba, hemos hablado de que el 100% de las personas de más de 65 años tiene caries en España. Sin embargo, debemos saber que este no es el único problema que asola a las personas de este grupo de edad. A esas alturas de la vida, seguro que nos parece lógico que falte alguna pieza dental, que se hayan agujereado algunas de nuestras muelas o que tengamos dolores de todo tipo al comer o beber. Ponerles solución es una obligación para todas las personas que tengan que ver con la odontología.

Está claro que el hecho de que no haya un solo problema dificulta un poco más las cosas. Pero, por suerte, la alternativa consiste en acudir a un único lugar, el dentista, y hacer cada día lo mismo, cepillar nuestros dientes tres veces, después de las comidas principales. No cabe la menor duda de que la salud dental es un aspecto vital de nuestra vida y no podemos dejarla de lado en ningún momento si no queremos ver cómo nuestro bienestar se ve reducido con el paso de los años.

Está claro que, aunque estemos dedicando este artículo a las personas de mayor edad, nadie tiene que descuidar todo lo que tenga que ver con la salud de su boca y sus dientes. Los jóvenes son los que tienen que liderar ese cambio que llevamos años pidiendo en materia dental, porque si se acostumbran a lavar y cuidar de sus dientes, las generaciones que vengan tras ellos adquirirán el hábito de hacer exactamente lo mismo desde una edad muy temprana. Ojalá que podamos ver cumplida esa realidad a medio plazo. Significará que hemos venido haciendo muy bien las cosas en los últimos tiempos.

No cabe la menor duda de que tenemos un margen de mejora que tenemos que ver cumplido. Se trata de uno de los retos que tenemos en nuestro país, el de ver mejorada la salud dental en todas y cada una de las personas que forman parte de nuestra sociedad. No hacerlo es empeorar nuestra vida y bastante difíciles tenemos las cosas en otros ámbitos como para complicárnosla todavía un poco más por algo que depende única y exclusivamente de nosotros, como es el caso de la salud dental.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones